Photo_maison

Textos

La cordura del arte
George Bernard Shaw

« El hombre que escribe de sí mismo y su tiempo es el único ser humano que escribe acerca de toda la gente y acerca de todos los tiempos. El otro tipo de hombre, el que cree que él y su época son tan distintos a todos los otros hombres y períodos que sería inmodesto e irrelevante aludirlos o asumir que podría interesar a alguno salvo a sí mismo y sus contemporáneos es el más engreído de todos los egoístas y, por consecuencia, el menos legible y más insignificante de todos los autores. Así, dejemos a otros cultivar lo que ellos llaman literatura: ¡para mí: periodismo! »

– George Bernard Shaw

Lacan 66
Varios autores

Desde su aparición, los Écrits de Jacques Lacan parecían destinados a ser una referencia ineludible en el campo del psicoanálisis; pero ¿cómo fueron leídos en el momento de su publicación? ¿Quiénes fueron sus primeros lectores y comentaristas? No es sorprendente que, al igual que ocurrió con su tesis doctoral, los Écrits de Lacan fueran recibidos en primer lugar fuera del ámbito “psi”.

Lacan 66 ofrece una selección de los primeros comentarios dirigidos a la obra de Lacan desde la prensa y las revistas de la época, revelando así un panorama sucinto de la recepción crítica que tuvo el libro en el medio cultural —dominado por la corriente estructuralista— en el que originalmente apareció. Cada uno de los artículos se publica por primera vez en español.

 

CONTENIDO

Gilles Lapouge

Sartre contra Lacan. Batalla absurda, pero Jacques Lacan habla de eso de cualquier manera

Annete Lavers

Palabras sanadoras. El estructuralismo del Dr Lacan

André Robinet

Lacan-Rey

Jean Lacroix

Los Escritos de Lacan o retorno a Freud

René Fallet

Página 547

Gonzalo Percovich

Carta a Danielle Arnoux

Grecia • Prólogo a la Antígona de Sófocles
Hugo von Hofmannsthal

Hugo von Hofmannsthal, poeta, dramaturgo, libretista, uno de los representantes de habla alemana más importantes del fin de siècle, nació en Viena en 1874.

Viajó a Grecia en 1908 por primera y única vez en su vida. Producto de ese viaje, escribió Instantes en Grecia, que consta de tres conocidas pequeñas piezas en prosa. En 1923 escribió el prólogo para un libro de fotografías de Grecia de Hanns Holdt, Grecia, que publicamos aquí por primera vez en español.

Antes, en 1900, escribió una pieza de teatro en verso blanco: Prólogo a la “Antígona” de Sófocles. Se representó antes de la escenificación de la Antígona por parte de un grupo de estudiantes. Hofmannsthal añadía otro nivel de acción y otra temporalidad a la obra por verse.

TEXTOS NO. 34: Elementos del tratado perdido de Aristóteles sobre el efecto de la tragedia
Jacob Bernays

Jacob Bernays, tío de Martha Freud, helenista y latinista que formaba parte de la “nobleza de la cultura alemana” según Lacan, escribió este opúsculo al que calificó como de “claridad cristalina”. Este pequeño gran tratado resulta en un exhaustivo estudio del concepto aristotélico de la catarsis que tantas consecuencias habría de tener en el nacimiento y posterior desarrollo del psicoanálisis.

TEXTOS N°33: Antígona
Jean Anouilh

La ocupación de Francia durante la segunda guerra mundial proporciona a Jean Anouilh (Burdeos, 1910-Lausana, 1987) la oportunidad de consignar su lectura de la Antígona de Sófocles. Y si bien Antígona continúa siendo el personaje central de la obra, la brutalidad de los tiempos que vive le permite a Anouilh colocar también en el fondo de la tragedia a Creonte, quien encarna el poder absoluto —y cínico— frente al cual nadie debe, siquiera, osar oponerse. Para ello se hace acompañar de los esbirros de costumbre: su guardia personal.

El alegato de Anouilh no pierde ningún valor ante este desplazamiento: solamente hace resaltar que, no obstante lo terrorífico que puede ser tal acumulación de poder, insensato por otra parte, siempre habrá alguien: una muchachita, casi niña, que es capaz de oponérsele no obstante las más terribles consecuencias.

La pieza fue escrita en 1942 y se representó por primera vez en 1944. Su vigencia es presente.

Textos n°30 : Los niños . El secreto
Junichiro Tanizaki
Me cayó el veinte 2014

Hay inocencia en los tortuosos juegos de Los niños no menos que en la lucha de poder fraterna que va revelándose en su trasfondo y proporciona, al decidirse, el desenlace.

La experiencia es la amorosa, específicamente la de amores ocasionales, sin compromiso—y del inopinado retorno de alguno. ¿Cómo mantener todavía la distancia, cómo ignorar los antecedentes de la relación actual? El secreto resulta entonces conveniente y de hecho indispensable: en cuanto se transgrede, todo se termina. El sueño del feliz reencuentro no soporta la luz del día.

Textos n°31 : La historia de una mentira
Robert Louis Stevenson
Me cayó el veinte 2015

De las muchas cosas que este relato de Stevenson nos enseña, quizá la más importante es nuestra —en muchas ocasiones— increíble y loca necesidad de sólo oír lo que queremos escuchar. Por eso, el título elegido por el gran autor escocés muestra que la historia de una mentira sólo es posible si se cuenta con la disposición plena de quien ha de ser “mentido”. El quid, por otra parte, es poder aceptar la participación en el juego sin sentirse cómodamente una “víctima”.